La Asociación WateReuse ha lanzado un nuevo informe técnico titulado «Avanzando en la Reutilización del Agua en la Industria de Bebidas». Este documento, elaborado por GHD, surge de una colaboración entre WateReuse, PepsiCo, la EPA de EE. UU., la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU., la Comisión de Servicios Públicos de San Francisco y otros, como parte del Plan de Acción Nacional de Reutilización del Agua. El informe aborda cuestiones clave relacionadas con la reutilización del agua en la fabricación de bebidas, explorando la participación de las partes interesadas, asuntos regulatorios, de tratamiento y tecnológicos.

El equipo identifica cinco desafíos prioritarios, ofrece soluciones prometedoras y tácticas a corto, mediano y largo plazo para fomentar la reutilización del agua en las plantas de fabricación de bebidas. Entre las tácticas a corto plazo se encuentra la creación de un glosario de términos para mejorar la comunicación en la industria de bebidas, así como un diagrama de flujo que explica cómo utilizar el marco de evaluación de peligros y puntos críticos de control. Este último es un enfoque de evaluación de riesgos que informa la toma de decisiones regulatorias para la reutilización del agua en la fabricación de bebidas. Una táctica a mediano plazo implica el desarrollo de un documento de orientación técnica para mejorar los diseños de tratamiento y monitoreo, abordando desafíos de ingeniería resultantes de las lagunas regulatorias actuales. A largo plazo, se propone poner en marcha plantas de demostración para probar y compartir mejores prácticas en la industria, clarificando decisiones cruciales y facilitando la adopción de sistemas de reutilización de agua en las plantas de fabricación de bebidas.

El informe destaca la importancia de la colaboración entre diversas partes interesadas, como reguladores federales y locales, fabricantes de bebidas, organizaciones sin fines de lucro y profesionales del agua. Esta colaboración busca abordar barreras y aprovechar oportunidades para la reutilización del agua, con el objetivo de mejorar la eficiencia operativa, reducir costos y alcanzar metas de sostenibilidad en la industria de bebidas.