La innovación en agricultura sostenible con polímeros superabsorbentes, también conocidos como agua sólida, es una técnica prometedora que puede ayudar a mejorar la eficiencia del riego y reducir el consumo de agua en la agricultura.

Los polímeros superabsorbentes son materiales capaces de absorber y retener grandes cantidades de agua en comparación con su propio peso.
Cuando estos polímeros se mezclan con el suelo, actúan como reservorios de agua, liberándola gradualmente a medida que las plantas la necesitan. Esto puede tener varios beneficios, especialmente en áreas con escasez de agua o condiciones de sequía.

La utilización de polímeros superabsorbentes en la agricultura sostenible puede ser beneficiosa por muchas razonas, entre ellas:

Conservación del agua: Los polímeros superabsorbentes pueden retener grandes cantidades de agua, lo que reduce la necesidad de riego frecuente. Esto ayuda a conservar el agua y hacer un uso más eficiente de los recursos hídricos.

Mejora de la eficiencia del riego: Al liberar gradualmente el agua almacenada, los polímeros superabsorbentes aseguran una disponibilidad constante de agua para las raíces de las plantas. Esto puede mejorar la eficiencia del riego al evitar el exceso de riego y la pérdida de agua por evaporación.

• Resistencia a la sequía: La capacidad de retención de agua de los polímeros superabsorbentes permite que las plantas tengan acceso a agua incluso en condiciones de sequía. Esto puede ayudar a mantener el crecimiento y la salud de las plantas durante períodos prolongados de falta de agua.

• Mejora de la calidad del suelo: Los polímeros superabsorbentes pueden mejorar la estructura y retención de agua en el suelo. Al retener la humedad en el suelo, ayudan a prevenir la erosión y la lixiviación de nutrientes, lo que puede conducir a un suelo más saludable y fértil.

Los cristales de este polímero capturan hasta 250 veces su peso en agua y la retienen en forma de gel, que se coloca alrededor de las raíces de las plantas de cualquier cultivo creando una reserva de agua subterránea que puede durar un largo periodo de tiempo.
Es importante tener en cuenta que, si bien los polímeros superabsorbentes pueden ser beneficiosos, su uso debe ser complementario a prácticas agrícolas sostenibles en general. También es esencial considerar la calidad y el origen de los polímeros utilizados, así como los posibles impactos ambientales asociados con su producción y descomposición.

En la actualidad ya se han consolidado múltiples empresas que venden esta nueva tecnología de origen mexicano, bajo el nombre de “lluvia sólida”, “agua sólida” etc.
Además, se han llevado a cabo numerosos y estudios para la implementación de polímeros superabsorbentes en distintos cultivos como:
• Capsicum baccatum
• Phaseolus vulgaris L.

En resumen, la innovación en agricultura sostenible con polímeros superabsorbentes ofrece una solución potencial para mejorar la eficiencia del riego y la conservación del agua en la agricultura. Sin embargo, es importante evaluar cuidadosamente su aplicación y considerar otros aspectos de la sostenibilidad agrícola en general.