La consejera de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural, Carmen Crespo, ha destacado la inversión significativa de cerca de 50 millones de euros por parte de la Junta en proyectos destinados a mejorar la situación hídrica en la Costa del Sol. En la provincia de Málaga, esta cifra supera los 300 millones de euros, constituyendo el 40% de la inversión total para infraestructuras hidráulicas en los tres decretos de Sequía aprobados por el Gobierno de Andalucía. Entre estos proyectos, se destaca la Estación de Tratamiento de Agua Potable (ETAP) de Marbella, con una financiación gubernamental de alrededor de 35 millones de euros para mejorar la calidad del agua en toda la Costa del Sol.

Carmen Crespo resalta el compromiso de la Junta con el agua y las infraestructuras hidráulicas, subrayando que estas iniciativas generan empleo y oportunidades en la región. Durante la colocación de la primera piedra de los colectores de San Pedro Alcántara, la consejera enfatiza la importancia de la colaboración ciudadana en situaciones de escasez de agua y destaca la relevancia de las políticas hídricas en el presupuesto andaluz para el año 2024, que asciende a 578 millones de euros.

La consejera expone que, antes de la llegada del presidente Juanma Moreno al Gobierno andaluz, no se invertía en agua, pero ahora es una prioridad. Crespo asegura que el Gobierno andaluz hará todo lo posible para superar la grave sequía en la región y destaca la necesidad de la colaboración de la sociedad en este esfuerzo. En cuanto a la obra en San Pedro Alcántara, se invierten alrededor de 1,1 millones de euros para mejorar la infraestructura de depuración.

Carmen Crespo agradece la colaboración del Ayuntamiento de Marbella y Acosol, destacando que esta cooperación agiliza la ejecución de obras. Además, la Junta está finalizando anteproyectos para el saneamiento integral de la Costa del Sol y la presa de Gibralmedina, proyectos que se consideran fundamentales para el futuro sostenible de la región. Crespo hace un llamado al Gobierno central para aprovechar los fondos Next Generation en estos proyectos y reclama la tutela del Gobierno de España en la ampliación de la capacidad de desalación en la Costa del Sol. La consejera afirma tener una clara hoja de ruta pero destaca la necesidad del compromiso del Gobierno central en estas importantes obras.