El Ministerio de Medio Ambiente, Agua y Agricultura de Arabia Saudita anunció la firma de un contrato para establecer un Sistema de Información Geográfica (SIG) dedicado a la planificación hídrica.

Este importante paso en la gestión y planificación del agua tiene como objetivo principal la creación de una plataforma digital inteligente de agua que esté en línea con las mejores prácticas internacionales en el sector del agua en Arabia Saudita.

El Dr. Abdulaziz Al-Shaibani, subsecretario del Ministerio, enfatizó que el propósito es desarrollar sistemas digitales inteligentes para la información y gestión del agua, con la intención de reforzar los procesos de toma de decisiones y facilitar análisis cruciales sobre el agua. Este ambicioso proyecto se llevará a cabo en siete fases, con una fecha de finalización prevista para el 2026.

La primera fase incluirá una evaluación de los datos hídricos y la infraestructura digital existente, allanando el camino para las etapas subsiguientes. Posteriormente, se buscará identificar y adoptar las mejores prácticas internacionales, seguido por un análisis de brechas para determinar las necesidades específicas del sector. Las fases posteriores se centrarán en la elaboración de un plan integral para el desarrollo de bases de datos y la mejora del sistema.

Al-Shaibani describió las quinta y sexta fases, programadas para el 2025, que involucran la creación de una base de datos institucional integrada sobre el agua y la realización de operaciones de prueba para sistemas de agua digitales inteligentes. El proyecto culminará en el 2026 con la provisión de soluciones y soporte de consultoría para garantizar el funcionamiento óptimo de la base de datos y del sistema.

La plataforma digital planificada ofrecerá diversas funciones avanzadas, incluyendo aplicaciones móviles, procesamiento de datos satelitales y capacidades de análisis geoespacial. Equipada con un sofisticado panel de control, permitirá a los usuarios realizar análisis geoespaciales y gestionar tareas de manera eficiente. Además, integrará modelos de inteligencia artificial y aprendizaje automático, asegurando su adaptabilidad y sostenibilidad para satisfacer las diversas necesidades de los usuarios.